Respeten sus progreleyes y no sean contradictorios censurandome.

El Congreso no promulgará ninguna ley con respecto a establecer una religión, ni prohibirá el libre ejercicio de la misma, ni coartará la libertad de expresión ni de la prensa; ni el derecho del pueblo a reunirse pacíficamente y de pedirle al Gobierno resarcimiento por injusticias.
(Primera Enmienda de la Constitución de los EE.UU., ratificada el 15 de diciembre de 1791.)



Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.

Articulo 19 de la Declaración Universal de los Derechos humanos, adoptada por la Asamblea General de las Naciones Unidas el 10 de Diciembre de 1948 en Paris.



- 1. Toda persona tiene derecho a la libertad de expresión. Este derecho comprende la libertad de opinión y la libertad de recibir o comunicar informaciones o ideas sin que pueda haber ingerencias de autoridades públicas y sin consideración de fronteras.

-2. Se respetan la libertad de los medios de comunicación y su pluralismo.

(Artículo II - 71; Título II concerniente a Libertades del Tratado para el que se establecia una Constitución Europea)

domingo, 31 de marzo de 2013

Cómo hacer mierda a tu enemigo

    



      
  Cómo hacer mierda a tu enemigo es un texto de mi autoría que fue escrito un 29 de diciembre del 2007. Hace casi seis años. En aquella época yo no sabía nada de blogs, redes sociales o internet en general. Simplemente tenía mis cuadernillos en los que expresaba lo primero que pensaba.

      Ustedes saben que yo escribo la casi totalidad de los textos que aparecen aquí. Pero me valgo de terceros para evitar quedar en el ojo de la tormenta. Es así que en esta oportunidad vamos a decir que fue el Nietzsche más gracioso el que tuvo la idea de escribir algo como esto...

      
        Para poder vivir tranquilo y en paz uno a su enemigo tiene que matar. Aquel que firma la paz con su enemigo pasa a ser amigo de éste pero enemigo de sí mismo. Cuestión de convicciones.
La mejor manera de matar está en cada cual y en su propio gusto pero hay algo que yo les puedo enseñar: Les daré una clase sobre lo que se debe hacer con el cadáver...

       No es conveniente tener un trofeo de caza que pueda ser utilizado en tu contra en la corte. No sea que por idiotez y ostentación pierdas tu tan amada libertad. Por eso haz lo que yo digo...

       Tampoco es bueno confiar en la tierra o en el mar porque tarde o temprano terminan traicionándonos al devolverle a la superficie lo que nosotros confiamos al ciclo de la naturaleza. Lo mejor siempre es deshacerse definitivamente del cádaver pero el tema es saber cómo...

      El fuego tarda mucho en llegar a su objetivo final que es consumirse a sí mismo junto a aquello que le está confiado. Por eso afirmo que las llamas deben ser usadas para cocinar y no para incinerar. Y atención que con esto empieza la función...

        Antes de alimentarse con la carne del adversario hay que tomarse el trabajo de descuartizarlo. La carne se prepara a gusto y placer y los huesitos van derechitos a la olla donde se prepara la sopa. Dado lo suculento de este plato recomiendo abstenerse de pan, guarniciones u otros alimentos secundarios...

          La venganza es un plato que se sirve frío pero que en invierno se puede comer bien calentito (muerto sin calentar cae pesado como guiso de lentejas recién sacadito de la heladera). No importan las preferencias de uno en cuanto a cocción. Lo importante es que medianamente esté bien cocinado el manjar con el fin de que esa cena no sea la última a causa de una intoxicación.

          Cuando la cena haya acabado y los huesos hayan sido despojados de toda carne, hay que encargarse es estos últimos: O van a parar a manos de un estudiante de medicina o son hechos "recuerdos en polvo". Usted tiene la última palabra...

        No hace falta el postre ya que esta exquisitez es abundante y sabrosa. La alegría de la sobremesa no está en el café o en la charla: la alegría de la sobremesa pasa por ir al baño y darte cuenta de que tu enemigo está hecho mierda...

             Así habló Zaratustra.

jueves, 28 de marzo de 2013

Pascuas 2013



         Recemos por la conversión de los pérfidos y de todos aquellos que niegan a Dios dentro y fuera de la Iglesia. Este es el tiempo de buscar el amor divino y rechazar las mentiras de los mercaderes del templo. Ignoremos lo que dicen los medios y vayamos a las Escrituras y a la Tradición secular de la Esposa de Cristo.

domingo, 24 de marzo de 2013

24 años

  
    
     





        Hoy cumplo 24 años. Gracias a los que me llamaron y a la que no llamó (no tenía plata para pagar el teléfono). No, mentira. Hay que reírse de todo. Estoy muy contento por cumplir un año más. A Dios gracias por la vida que me dio y felicidades a los que me leen el día de hoy. Alan.

sábado, 23 de marzo de 2013

El amanecer de los cartoneros muertos...

     

        
         ¿No pasa más el tren blanco? No pasa más. Parece que en un vagón iban muchos vagos y en otros furgones viajaban muchos ladrones en fugas ácidas y furiosas. Ahora pasa un tren fantasma que nadie quiere ver porque se lleva puesto lo poco que le quedó de decencia a esta sociedad demente. En el andén, una vieja espera sin saber que por ella no vendrá el tren sino la muerte que la arrojará más allá del terraplen. La locomotora de sueños húmedos y pechos duros pasa a altas horas de la noche sin que nadie pase cerca de ella. La ciudad duerme o la duermen mientras la saquean toda, todita (ella dormidita y mojadita por lluvia de besos precoces).

        Atrás, en los camiones de la cooperativa, viajan los que ya están de vuelta: viajes de ida para los que son cirujanos de basura. "Cirujas", según el pueblo que mira a la distancia con cara de nada y una mariposa en el ombligo que le lleva facturas de grasa. Lejos de casa, los obreros del cartón se revuelcan en los restos de una tarde que murió sin haber nacido. Estrellas frías recalcan lo dura que es la calle y la realidad.
              
       Vientos de ojos y pieles de soledad estampan contra una vereda una botella de cerveza y una canción en los labios de Raúl, que pregunta dónde está su hija Lu. Amenazas de un portero que lo único que dice es "policía, policía" apuran el paso de los borrachos de papel. Camiones jaula llevan a su vez otras jaulas que encierran árboles devenidos en residuos varios que pronto volverán a ser reciclados (el ciclo de la reencarnación papelera solo termina en el papel higiénico no sin antes vivir en escritorios y escritos vanos de burócratas que están en vano). El pantalón se lleva las manchas del cordón y Raulito toca antes de que le hagan tocar el pianito en la Seccional.

      Nadie niega la bondad del Papa de cartón otrora Cardenal de chapa y ladrillos pelados. Su Santidad lleva el barro del barrio en sus zapatos pero a veces no basta la humildad del siervo. Hace falta que la Reina funda el oro de su corona para que Raúl y Luciana coman esta noche en vez de tomar un maté cocido con gusto a podrido. ¡Sería todo tan fácil si se pudiera comer con apenas seis pesos! ¿El hijo que Luciana lleva en la panza será una especie de mesías villero que cambie la  realidad de su pueblo casi sin historia?

       Tirando del carro Raúl y Luciana tratan de evitar que la vida los tire a un pozo como más de una vez lo hicieron los malandrines de Ingeniero Budge. Lu no sabe que Matías le llenó la cocinita de humo. Ella mira al frente mientras va dejando atrás los desperdicios de una ciudad que a ella la trata como una basura. La caridad de la Iglesia es mucha y sirve de gran ayuda pero más serviría que la caridad fuera una forma de gobierno y no apenas la virtud de un puñado de católicos. El Tren Bala pasa en historias asesinas de barrios sin agua ni electricidad. Leyendas urbanas que nacieron el día en que un turco volador quiso llegar a la estratósfera en un avión cagador.

      Raúl y Lu caminan al lado del Riachuelo siguiendo el humo que les vendió un vivo de la línea 28. Un trabajo que no llegará jamás para un tipo de 45 con cinco hijos. El tipo pasó arriba de su barco con ruedas tocando bocina como si eso fuera un gesto de amistad. ¡Por lo menos los infelices que van arriba del bondi tienen un laburo en el Centro aunque más no sea de mucama o ayudante de cocina! En el país de los meretrice,s las calles de la Capital están empapeladas con fotos de señoritas en paños menores y números de teléfono. Estoy seguro que esas chicas no son promotoras de alguna casa de lencería. ¿Alguien se dio cuenta de que  muchas de esas pobres criaturas alquilan sus cuerpos porque alguien les obliga a ello? Todos los políticos y empresarios manejan la trata de personas desde el momento que fomentan la injusticia social; la misma que obliga a muchas mujeres a realizar la profesión más antigua del mundo.

      ¿Qué hay? Nada. Para entrar a la Municipalidad de Lomas hay que chuparle el culo a un delegado que a su vez le chupa el culo a un intendente. ¿Raúl le tiene asco a la mierda de estos politicastros? No, es que hay tantos chupaculos que hoy en día ser un chupaculos es un privilegio del capitalismo de amigos vendido como Socialismo del siglo XXI. ¿Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires? Otro imposible. Todo es imposible. Es como intentar conseguir un puesto en la empresa que recoge los residuos. Todo es por acomodos y acomodados, todo es mentira por más que el burgués viaje en coche. No hay lugar para todos. Si mandando cartas a un gobernante se consigue trabajo, no tendría que existir la desocupación y la pobreza. Evidentemente, no hay recetas mágicas para el desempleo. Para que algunos ganen es necesario que otros pierdan.

- Nena, cuando termines el secu podés estudiar enfermería. -
- Sí, ganan mucha guita esas yeguas y se rascan la argolla.-
- Sí, el otro día a tu hermano lo tuvieron tres horas en la guardia.-

     Diálogos de un día gris y sin alma. Suicidios de tardes que caminan casi descalzas con rumbo al colegio nocturno. Panzas que crecen sin saber. Pitadas de cigarrillos que matan sin que el suicida se dé cuenta de que se está quitando parte de su vida. Dar y quitarse es darse un problema más para resolver. Humos, columnas de humo que suben al firmamento como si los vecinos de la Ribera pretendieran echar a Dios del cielo. Humo que sube a cada nube y que luego cae en las lágrimas de unos ángeles irritados por ver tanta miseria, tanta mierda. Riachuelos que se pierden en las narices de unos niños que nacieron con malformaciones genéticas (los verdaderos monstruos son los que permiten que estas cosas sucedan).

      ¿Noches mágicas? Un viudo no sabe de magia sino de la mala praxis de un hospital saturado por gente venida de todas partes. Pobreza global. Esa es la igualdad de la globalización. Pura mierda, pura nada. No creo que nada bueno pueda nacer de una realidad que solamente sueña con jugar un Mundial de Fútbol. Torpezas de un tiempo que no puede caminar sin la ayuda de una pastilla que mate todos los dolores antes de que los dolores maten. Por todas partes gente con hambre pidiendo soluciones a un Estado siempre ausente. Los medios dicen que la delincuencia es fruto de las desigualdades sociales. Si es así, y de hecho es así, es por causa de un gobierno con más de diez años en el poder que nada hizo al respecto. De lo contrario, los frutos desmentirían todo lo que digo. ¿Me equivoco? Todavía le van  a seguir echando la culpa a la puta Dictadura? ¿El Menemato? Con diez años de Kirchnerato encima, hay que hablar de otra cosa.

        Todo lo que Raúl vive a diario es una calamidad. De cuatro varones que tiene, dos juegan al fútbol. ¿Con qué cabeza jugarán esos pibes a sabiendas de que no tienen otra chance en esta vida? Los Recursos Inhumanos de las empresas piden gente de veinte años con cuarenta de experiencia. Todos imposibles para que solamente los hijos de la élite tengan la posibilidad de acceder a un buen trabajo y a una buena universidad. ¿Buena presencia? ¿Los pibes que comen en casa de sus amigos pueden comprarse buenos trajes y buenos perfumes y buenos zapatos? ¡La cara curtida por el sol y las manos ajadas por el trabajo no son una buena carta de presentación! Los nenés de mamá heredan la riqueza de sus familias y el trabajo en la oficina de papá mientras que los negros tienen que yugarla todos los días por un puto pedazo de pan. ¿Cómo termina esto? Parece que nunca tendrá fin el dolor de gente como Raúl y Luciana.

- ¿De quién es ese hijo que llevás en la panza? -
- ¡De Matías! -
- ¿Por qué no se quiere hacer cargo ese hijo de puta? -
- ¡Porque es un hijo de puta!

     Historia de niños sin padres y promiscuidad sexual se condensan en un aire espeso. Nieblas y tabacos enrarecen aún más la atmósfera de gritos y peleas varias. La lluvia golpea como balas el techo de chapas mientras una rata trata de escapar por el agujero que hay en la pared de ladrillos. De fondo se escucha un concierto en el Autódromo (mejor es escuchar el ruido de una banda de rock y no el ruidazo infernal de unos coches endemoniados como un grupo de viejas locas y rengas). Frío en la habitación y cara de consternación en los chicos al enterarse de que pronto serán tíos (toda la vida es mejor ser familiar de una vida y no de un aborto cuyo destino es un tacho). La vida es vida por más que nazca en medio de la muerte y el no saber.

      Cada vez que Raúl piensa en Matías se pone rojo de furia y le da piñas a las paredes sin revocar. Tardes de mierda en el hospital público para la piba que se amargó al saberse madre soltera mas no asesina aplaudida por un grupo de femitrolas. Ninguna femitorta pudo convencerla de abortar ya que el amor a la vida siempre puede más. Lo seco de un atardecer sin sol pasaba en medio de lágrimas amargas y voces perdidas en el fondo de una sala. Tragedias de una clase siempre olvidada por la partidocracia. No hay nada para el pobre si este no nada contra la corriente.

    ¿Cómo puede cambiar la historia que parece que no cambia nunca? Tal vez un final ahora sería simplemente eutanasia y no la "muerte digna" de la que tanto hablan los asesinos comunistas de siempre. No, voy a seguir contando por más que ya no dé más de tanto cantar y voy a seguir cantando por más que ya no dé más de tanto contar (y si no doy, me quitan, así que prefiero dar a la caridad antes de que los ladrones y la polillas hagan nada de mi tesoro). Unas palabras más quizás puedan tapar tantos silencios que gritan con fuerza en la conciencia. ¡Pensar que yo me lamento al recordar las noches que pasaba limpiando el piso en el Jumbo de Almagro! Sueldos de miseria y hambre para todos y a dar gracias porque recoger cartones es peor y más triste...

      Una chica linda como Luciana recoge los cartones sin pensar que el boludo que se la recogió va a tomarse el palo. Lejos del barrio nadie sabe adónde fue el padre de una panza de nueve meses que un día estalló en un gesto de amor (la criatura nació sin Dios en un hospital sin crucifijos pero a los días se bautizó). Gente sin nadie en este mundo. Pobreza infinita para almas finitas que contemplan la vida desesperadas al costado de la vida. Ningún muerto tristemente célebre por sus latrocinios ayudó a esas pobres vidas heridas y sufrientes...

       ¿Sería mentar a Dios decir que un día Thiago, el hijo de Luciana, creció y fue un revolucionario finiquitado en una barricada frente a la Plaza de Mayo? "El amanecer de los cartoneros muertos", la gran revolución frustrada de este siglo, lo fulminó junto a ese grupo de zombies pacoadictos que un día se levantó contra el Gobierno del corrupto e inepto de Mauricio Macri.  Máximo Kirchner, que dirigió la rebelión desde alguna republiqueta bananera, se lavó las manos de la sangre del inocente (esto no pasó más que en mi clarividencia pero todo lo que en ella pasa termina en la realidad). Caos del ayer que se prolonga en la mañana (mañanas sin mañanas para una Patria sin Patria).

sábado, 16 de marzo de 2013

100pre (cien entradas de Surfer Punk´s)

     
      
          Les agradezco a los pocos o muchos que me leyeron. Les pido solamente que sigan dándome la inspiración que necesito: insultos, felicitaciones y amenazas nutren mis ganas de escribir cada semana. Ojalá que esto que escribo les llegue a todos pero muy especialmente a mi "enemiga" (ya decía el Chavo que la gente buena debe amar a sus enemigos pero más amo yo a mi enemiga íntima). No sé qué más decirles. Estoy muy contento. Muchas gracias por todo. Alan.

El Papa Francisco

    


       Voy a ser corto, conciso y preciso en mi opinión acerca del nuevo Pontífice de la Iglesia Universal: el Cardenal Bergoglio nunca fue santo de mi devoción. Siempre me pareció un hombre muy heterodoxo. Más está en las sinagogas que en sus iglesias. Era un mal pastor a mi juicio. Soy más papista que el Papa, ¿y? Verbitsky, terrorista de izquierda, le hizo una causa pero todos sabemos que Jorgito es lo más peroncho que hay y a Dios gracias.

       Sintetizando mi opinión, creo que todos los Papas después del gran Pío XII fueron unos desastres. No voy a hablar correctamente en términos de teología ya que no es el estilo de la página. Solamente manifiesto que el Concilio Vaticueva II fue la perdición de la Iglesia. Hoy en día vemos las consecuencias de la infiltración soviética, masónica y "sinonizante" en nuestro clero. Aclaro que todo esto lo digo a título personal y sin el auspicio de ningún sacerdote o movimiento eclesial.

            Obviamente que me alegra el hecho de que haya un argento en el Trono de Pedro pero más me alegraría que haya un Obispo de Roma tradicionalista venga este de donde venga. Hay temas de liturgia, moral, doctrina, política y sociedad en los cuales hay que ser intransigentes. Rebelión contra el mundo moderno y posmoderno. El mundo se tiene que adaptar a la Iglesia y no al revés...

Hermanos de sangre

         
        
        
         
         
              ¿Qué vas a decirme cuando sepas que somos hijos del mismo padre?  Si este Papa es un papanatas no es problema nuestro. No hay peor dictadura que la del pensamiento único. Te veo bailar por todas partes y siento el yugo de la tiranía que hay en tu cuerpo. Creo que tus piernas cortan el aire como tijeras afiladas por un árabe pervertido y loco. ¿Volarás en las sábanas de algún armenio? ¿Un chico de tu raza te invitará a tomar un café con gusto a sangre?

           Me siento tan mal por sentirme tan bien todo el tiempo. Todo es muy errante. Como un amanecer sin nubes veo crecer esa desazón que genera el falso amor. Cantarle a las palomas es para gente crédula que vuela porque no tiene fuerzas para caminar (se deja volar como una hoja la gente que ya no cree ni siquiera en sí misma). Tan locas son las cosas que no me importa ser indefinido y marear las palabras para marearme a mí mismo.

             Un carácter de mierda puede perfumarse con un poco de desodorante de ambientes. Todo puede caretearse. Ser la onda del momento se paga caro. Siempre fingir ser menos de lo que se es. Jugar a la proletaria y luego quejarse del encierro de una pasión barrial. Cuartos irrespirables y cuerpos imposibles de despegar. Imagen de besos secos y cansados.

             Tengo que aprender a ser un poco más putito... Disimulo y me hago el poco hombre. Nada más que cruzar por la vereda de enfrente para que no me pegue el sol (si me pega le rompo la cara a fierrazos). La lengua mía vuela en la tuya como una serpiente que adquiere alas en los brazos de un hombre conflictivo. Sin límites, sin nada. Nihilismo puro es algo que ya no es nihilismo.

              Boquitas llenas de humo y alfajores marchitos. Calor de un adolescente tonto que se muere en la muerte de sus juegos aburridos. Gente sin gente. Gotea el cielo y golpea las campanas cansadas de ser golpeadas por un cura borracho (un rabino disfrazado que quiso perder el cuerpo de Cristo). No es para reír pues esta tragedia debe llorarse todo el tiempo (solamente evacuando todas las lágrimas se logra volver a sonreír). Nada más que naderías...

            En medio de las sombras, no sé si volveremos a vernos pero si eso llegara a ocurrir, te besaría con vino en la boca y te dormiría en mis brazos. Me perdería en la inconsciencia criminal del que ignora el mañana para consumirse en un abrazo reservado y carnal. En lo profundo del alma hay un sentimiento que se cae hoja a hoja como un pesar de vidas pasadas. No tiene razón de ser olvidarse de Adán y Eva más cuando ellos siempre pensaron en nosotros aunque no nos hayan conocido.

             Reuniones de bocas y miradas de encuentros programados por un profeta seco y malvado. Ministro de nuestras desgracias aquel que se dejó llevar por la ambición. ¿Acaso no hay otras cosas en la vida? Creo que perdernos en la noche de las tentaciones sería ganarse un día más de vida en el plano de la inmoralidad. De tanto pecar se haría tal la costumbre que te llevaría al altar solamente para ver cómo te queda el vestido blanco.

           ¿Locura o no locura? ¡Qué locura ver a ese corazón al que no lo cura ni el besito de su flor! No es consuelo de pobres acordarse de los insaciables. Esos sí que están peor que nos. Siento hambre pero más siento deseos de seguir escribiendo al escuchar los susurros del otoño por venir. Lluvia de tardes y esperanzas rotas. Tinieblas de infusiones y fusiones corporales y espirituales. Plantar un árbol en medio de la habitación para colgarse de él y dar vueltas y quedar dado vuelta de tanto cabalgar y ser cabalgado. Destellos de dos pares de ojos claros brillando felinamente en la oscuridad del viento.

          Denso, bien denso e insoportable. Quiero que me des cachetazos y me insultes mientras intento acariciar tus pechos. Quiero que me amenaces de muerte y me digas "enfermo" pero con la secreta intención de dejarte seducir. Besos, besos y un adiós que en el fondo ruega a Dios que nos volvamos a ver algún día pero en el cielo del amor y ya reconciliados los dos.

domingo, 10 de marzo de 2013

Chica de Buenos Aires


     
   En un baile de pelos batidos y pervertidos te imagino. Un verano de transpiración y refriegas hormonales. La noche propone, pone y dispone. Besos de azucar en la Capital. Estrellas contra el piso de algún lugar reservado. Horas que vuelan como la ropa interior que de un momento a otro se hizo exterior. Brillo que brilla, brillo que brilla y no es oro. Momentos de agitar las piernas en un caño forrado en plata. Necesidad de gritar y sacar la lengua. Rebeldía de una vida llena de vida.

      ¿Soy tarado como para no saber que sos una muñeca que se volteó a todos los muñecos? Ya los veo a esos flaquitos que te agarraron de las costillas y te hicieron puré la manzanita. Agitada te escucho pedir más y llevarte la boca del flaco a tus labios más fogosos. No creo delirar cuando digo todo esto (en todo caso delirás vos cuando te agarran entre dos, tres o más y te dan magia hasta decir basta). No es imaginación, es puta deducción (quise decir "pura deducción").

         Seducción de holas y tragos de escaleras y baños repletos de jovencitos y jovencitas ardidentes. Amores que el papá empresario no puede saber pero que debe imaginar viendo lo potra que es su hija. Él mismo una vez dijo que su nena es una potra y esto no habla de incestos ni nada raro pero sí de la luz de sus ojos que tan bella le salió. Creo que te hicieron con muchas ganas (viendo la gran nariz de tu papá ya me puedo imaginar qué otras grandezas fueron las debilidades de tu sensual madre).

         Le preguntó una personita roja e ingenua a una chica feroz como vos: "¿Y esos labios tan grandes?" "Son para besarte mejor" contestó ella como si fuera vos. Aunque más que besar... No sé. Está muy bien así. Me gustaría quedarme con vos y no dejarte salir nunca más de mis brazos y arrancarte el corazón de tantos bombazos pero te dan miedo mis falanges y mi virilidad siempre altiva. No me cansaría nunca de romperte el portal que trae a la vida.

         Ya no puedo ni quiero decir más nada. Sería redundante. ¿Fui claro? En tus innumerables noches de hotel no hubo claridad alguna. Lo único que me aterra es que un polizonte venido de África te haya puesto sus sucias y negras manos encima. Por lo demás, todo queda en familia. Me olvidé de decirte pero si retrocedo mil años en las raíces de mi árbol encuentro una familia de conversos (el árbol me sirve para salvarme y no le sirve a otros para colgarme). ¿No será que somos de la misma sangre y que por eso somos tan inteligentes y tan perversos? Somos los verdaderos hijos de Adán y Eva (los demás descienden del mono y por eso se hacen la del mono).
          

Silencios y silencios

      

      
  El hombre rubio de ojos azules y nariz aguileña se ve a sí mismo como un mesías pero no sabe que es un dios hecho de pan duro y lechuga fresca. Es delicioso oírlo mientras ofrece al mundo sus mentiras pero más delicioso es comerle el hígado como él me lo come a mí. Es un chico de este tiempo y por eso es tan chico moralmente hablando. ¿Qué más se le puede pedir a ese al que no se le puede pedir nada? Uno es pobre pero nadie puede decir "pobre de Alan". ¡Es muy importante esto que digo! Y eso que no estoy diciendo nada nuevo...

          No sé. Es como que ayer hablé con un amigo y me dijo que no hable con ella. Ya sería arrastrarse. No estoy para que me digan "loco", "obsesivo" o "psicópata". Prefiero callarme en el silencio de mi soledad y quedar en malos términos y en peores principios. Me nace verla y decirle que no quiero que me guarde rencor alguno. No sé. Es hablar por hablar, sentirme bien y apaciguar mi conciencia de tanto pecado mortal. Aunque más me vale hablar con un sacerdote de Dios y no con la sacerdotisa bolche que se cree una diosa...

            Aunque no me crean yo les digo que no quiero saber más nada con ella. A lo sumo quiero preguntarle como está y nada más pero ella tiene tanto ego que se va a pensar que la ando buscando cuando no es así. Sería lindo que sea una amiguita lejana y sin roce alguno pues la que me roza se quema en lo más vivo de sus entrañas. Nada más que un "hola, qué tal" bien gay y bien light (sin sabor a nada). Silencios y silencios para que se respeten los espacios. Nada del otro mundo (para eso existe Dios, que nos regaló con su preciosa sangre el pasaje a una dimensión de verdadero amor).

             Son tiempos de cambio. Un día como hoy me da la fuerza para devorarme el sol y vomitar fuego. No me importa nada. Podría mirar a los ojos al mismo Diablo y mandarlo al Infierno. Me llevo el mundo por delante a pesar de ser un pobre perdedor que gana apenas mil cien pesos al mes (el tipo me dice que el más rico no es el que más tiene sino el que menos necesita y yo le digo que se haga cura pero él me contesta que es judío y entonces yo le retruco que podría bautizarse y elegirme a mí como padrino).

              Me basta saber que me estás leyendo y que yo te estoy escribiendo. Te basta mi gracia...